C

Control de plagas en administración pública



Control de plagas en Ayuntamientos




El control de plagas en administración pública es fundamental para controlas y proteger de plagas la vía pública y sus edificios. Actualmente las plagas pueden afectar y deteriorar edificios antiguos, públicos, organismos oficiales, centros juveniles, etc.

La coordinación de un correcto control de plagas unido a la gestión oficial de los Ayuntamientos de ciudades o pueblos mejora la higiene pública y ayuda a mantener en buen estado los edificios públicos, edificios antiguos protegidos y resto de centros públicos controlados de infestaciones de plagas.

 

Plagas más comunes en ciudades o pueblos:


  • Termitas y carcoma: Los edificios oficiales y sobre todo aquellos más antiguos como algunos ayuntamientos y edificios protegidos como patrimonio Cultural o Histórico, deben ser protegidos frente a insectos xilófagos para mantener en estado óptimo su estructura, ya que la gran mayoría de estos edificios están fabricados con madera. En una pena derrumbar un edificio de estas características por simples insectos. Es recomendable controlar estas plagas y solicitar un estudio de la estructura para intentar mantener nuestro patrimonio en pie durante largos años.
  • Palomas: son unas de las plagas más comunes en los pueblos y ciudades. Pese a todo, son animales protegidos, su control ha de llevarse a cabo mediante repelentes o cambios de conducta libres de productos tóxicos. Las palomas generan gran cantidad de suciedad, ya que se posan en aleros tejado, monumentos, y con sus excrementos ensucian los edificios, la vía pública y las comunidades de vecinos. No solo la suciedad altera la higiene pública, si no que atraen nuevas plagas como cucarachas, roedores y parásitos que incluso pueden transportar como pulgas, chinches, ácaros, etc. Por ello el control de plagas en administración pública es fundamental para reducir los daños a los edificios públicos y las calles de ciudades o pueblos.

  • Roedores: Conocemos que las ratas y ratones tienen movimiento continuado principalmente por la red de alcantarillado de la ciudad o pueblo y subsuelos en general.  Los roedores pueden colarse en edificios públicos y dañar sus instalaciones (cableado, tuberías, aparatos, etc) y también áreas de archivos de documentos.

  • Chinches de las camas: Las viviendas protegidas por la administración pública, pueden generar problemas de chinches, ya que aquellas viviendas transitadas por personas que rotan frecuentemente pueden trasladar plagas, obviamente sin intención.
  • Cucarachas: las cucarachas invaden todo tipo de lugares, incluyendo los edificios públicos. Cualquiera de las tres especies principales que tenemos localizadas, puede afectar a los edificios, públicos, ayuntamientos, etc. Áreas públicas como centros juveniles, guarderías públicas, etc
  • Avispa asiática: Una especie que alarma a todo el mundo es la avispa asiática. En la actualidad muchos ayuntamientos se han unido a la captura y control de este preocupante insecto, para evitar su propagación con el paso del tiempo. 






 ©2019 aviso legal · propiedad industrial e intelectual · denor control de plagas, s.l.